LA COSTUMBRE DEL PODER: El silencio cómplice


 Gregorio Ortega Molina 15 de enero de 2021 – 00:12 CE
 *Tiene depositada su evangélica fe en la honradez, honestidad y capacidad de los militares para dirigir un gobierno que sea hábil y honrado para crear riqueza, y por ello los compromete ya en sus grandes proyectos de desarrollo



¿Deben los periodistas en general, los analistas políticos en particular, guardar silencio ante lo que ven y atestiguan que sucede en el país? ¿Deben convertirse en cómplices del gobierno o de la oposición? ¿Recuerdan desde el gobierno los motivos de la ejecución de Belisario Domínguez?

     Resulta obvio que el señor Andrés Manuel López Obrador se da perfecta cuenta del peso de sus palabras, por eso critica, denuesta, hace escarnio, se burla, se mofa, desacredita… a grado tal que ya es preciso que sea considerado responsable por lo que ocurra físicamente a los denigrados junto con sus familias… vituperados con, o sin razón.

     Es importante y urgente que el presidente de México asuma, ya, el peso y las consecuencias de las decisiones por él tomadas. Naturalmente sabe cómo y por qué procede de esa manera; el hecho de que, a nosotros, los mortales del tercer sótano nos resulte un arcano carece de importancia, porque los que se manejan en el primer piso del poder político y económico meditan ya en la verdadera dimensión de la entrega a las Fuerzas Armadas de una cada vez mayor participación de la actividad económica. No se trata de dudar de la capacidad de militares y marinos para cumplir con sus novedosas tareas, sino de preguntarse ¿cómo le harán para regresarlos a los cuárteles, promesa formulada por quien hoy manda?

     El presidente López Obrador decidió hacer de los términos legítimo y legal sinónimos. Para sentirse a gusto con él mismo, confunde justicia con ética y moral; es de esa manera que asume, para su conciencia, el peso de sus decisiones, sin detenerse a considerar que podría encontrar su verdadera ubicación en el mundo durante junio próximo, o cuando se consulte la revocación de mandato, o durante 2024, o definitivamente hasta que se decida que ya es momento de redactar los libros de historia de su sexenio o, si se prolonga el uso y abuso de la banda presidencial, de su gobierno.

     ¡Vamos, sean sensatos y pregúntense cuál es el proyecto de nación de la 4T! Lorenzo Meyer hizo en El Universal un breve recorrido histórico de lo que fueron las anteriores épocas de reforma o transformación de México como nación, pero al llegar a lo que hoy tenemos enfrente no acierta a encontrar las palabras adecuadas para describirlo. La razón es sencilla: imposible hablar de lo que no existe, de lo que no es oferta, sólo esbozo, quimera.

     Enjuiciar -al menos públicamente- a los expresidentes, denostar al pasado, enterrar el neoliberalismo, para construir ¿qué? A estas alturas ya debió darse cuenta de que los programas sociales no reactivarán la economía, de que durante su período constitucional de gobierno el PIB no crecerá ni la confianza de los inversionistas, en su totalidad, regresará. Quizá por ello tiene depositada su evangélica fe en la honradez, honestidad y capacidad de los militares para dirigir un gobierno que sea hábil y honrado para crear riqueza, y por ello los compromete ya en sus grandes proyectos de desarrollo.

     Nadie debe guardar un silencio cómplice con lo que hoy ocurre en México.
 
===000===

Son torpes en este gobierno hasta para adornarse. Bautizaron como Correcaminos a las brigadas para vacunar a toda la población. Ya debieran estar inoculando a los de la tercera edad, y los que andamos en esas nos preguntamos dónde, cuándo, cómo. Mostraron un plan de distribución de la vacuna, pro olvidaron que lo que necesitamos, ya, es un plan de vacunación, aunque como escribe Héctor Aguilar Camín, pretendan inocular lo que no existe.

http://www.almomento.mx ,  http://www.analisisafondo.com ,
http://www.indicepolitico.com ,
www.gregorioortega.blog   @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos
Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: Alianzas electorales: el comal reclama a la olla


 Gregorio Ortega Molina  14 de enero de 2021 – 00:12 CE

 *Pobres de nosotros, los electores, lo que tenemos enfrente no son alianzas, sino el establecimiento de complicidades del peor origen, y así, todos, pagaremos las consecuencias

Agobian pandillas de secundarias a preparatorianos de Ciudad de México
Cuando cursé la enseñanza media fui muy conflictivo para mis padres. Ahora desconozco si me sumé a las pandillas para actuar como el gallego (por joder) por gusto o nada más por instinto de conservación, pero el caso es que tuve suerte. Caí bien a los mayores, los vecinos de la preparatoria 6, con los cuales nos juntamos para buscar los favores de nuestras propias condiscípulas y las niñas de la secundaria 2.

     Lo cierto es que formamos grupos para que se respetaran nuestros cotos de caza, hasta la noche en que las patrullas coparon la salida de la Secundaria Anexa a la Normal Superior, por la enorme gresca que se armó. Un par de enormes compañeros preparatorianos se las arreglaron para llevarme a las puertas de las oficinas de mi padre; antes de despedirse me sugirieron que me alejara del pandillerismo, que no era para mí. Les hice caso en buen momento. Hubo expulsados, unos, otros llevados a los reformatorios.

     Caigo en cuenta de que las alianzas electorales son como las pandillas. Forman grupos para conservar y/o hacerse con el poder, y para ello se valen de artimañas mil, lo mismo legales que colindantes con el delito; incluso llegan al crimen político.

     Son casi asociaciones delictuosas que se disuelven en cuanto logran sus objetivos. La prueba de que así es, se ejemplifica con los pleitos internos que hoy se suceden en MORENA, porque todos se sienten merecedores de una parcela del poder, de un salario que les facilite escalar socialmente y olvidarse de ese pasado que los avergüenza. Nada hay de ideológico o programático, sólo se establece el compromiso de traicionar todo lo que haya de traicionable a la hora de emitir votos en las cámaras del Congreso, para sacar adelante los deseos del tlatoani, ya sea lo que fue de ayer con los partidos que añoran el poder, o con lo que es hoy, cuando enseñorean los que se niegan a dejar de hozar el pesebre, las asignaciones directas, el tráfico de influencias.

     El presidente de las mañaneras abusa de su voz, de su imagen y del cargo que ostenta, pero con el que incumple el mandato constitucional; advierte a los suyos y a sus fans que los “aliancistas” se juntan para regresar y quitar la dádiva de dinero que se distribuye en los llamados programas sociales; denuncia que regresa la mafia del poder, se declara atento y vigilante para evitar que suceda.

     En sus proclamas se olvida de la manera en que, tras 18 años, ganó en 2018, gracias a la santa alianza con el Verde, el PT y las hordas del Partido Encuentro Social, decididos a juntos hacer historia, lo que están logrando, sólo hay que revisar, de manera transparente, el estado de la economía cuando MORENA lo recibió, y la situación en que hoy se encuentra, al margen de las consecuencias del Covid-19.

     Pobres de nosotros, los electores, lo que tenemos enfrente no son alianzas, sino el establecimiento de complicidades del peor origen, y así, todos, pagaremos las consecuencias.

===000===

El trabajo del INEGI nos muestra el camino elegido por la 4T. “De acuerdo con los resultados de la ENTI 2019, la población infantil de 5 a 17 años en México fue de 28.5 millones, de los cuales, 3.3 millones (11.5%) realizaron trabajo infantil: 61.1% hombres y 38.9% mujeres.

     “La tasa de trabajo infantil en 2019 fue de 11.5%. De este, el 6.2% realizó solo alguna ocupación no permitida, 4.4% solo se dedicó a realizar quehaceres domésticos en condiciones no adecuadas y 0.9% alternó ambas formas de trabajo.

     “Estudios realizados por la OIT, establecen que el fenómeno del trabajo infantil está estrechamente vinculado con el entorno social, económico y cultural de cada país o región, además de que identifica entre las causas más inmediatas de este fenómeno, la pobreza y algunas problemáticas que enfrentan las familias.

POBLACIÓN INFANTIL EN OCUPACIONES NO PERMITIDAS

     “La medición del trabajo infantil en actividades económicas no permitidas comprende dos grupos de población, aquellos que trabajan a pesar de tener una edad menor a la permitida y los que teniendo la edad mínima legal para trabajar, lo hacen en sectores económicos y ocupaciones peligrosas y/o prohibidas; y en horarios prolongados de acuerdo con lo estipulado en la Ley Federal del Trabajo (LFT). Esta metodología fue aprobada por el Comité Técnico Especializado de Estadísticas del Trabajo y Previsión Social (CTEETPS) en 2016, cuando se definió que las ocupaciones no permitidas son las actividades económicas que no están permitidas por la ley, que ponen en riesgo la salud, o bien afectan el desarrollo físico y/o mental de las niñas, los niños y los adolescentes de 5 a 17 años de edad.

     “La ENTI 2019 identificó 2 millones de niños, niñas y adolescentes que realizan ocupaciones no permitidas, que equivalen a 7.1% de la población de 5 a 17 años del país; mientras que la ocupación permitida la desarrollan 133 mil personas en este grupo de edad.

     “La tasa de ocupación infantil en actividades económicas no permitidas descendió de 11.5% a 7.1% entre 2007 y 2019. Esta tasa, para la población de 5 a 14 años en el mismo periodo, disminuyó de 6.9% a 4.1 por ciento.

     “Por entidad federativa, la tasa de ocupación no permitida fue mayor en Oaxaca con 14.9%, seguido por Puebla con 12.6 por ciento. En contraparte, en Baja California Sur y la Ciudad de México se identifica el menor número de niños en estas ocupaciones, con 3.1% cada una.

     “Por grupos de edad, la población de 5 a 14 años es quien se desempeña en menor medida en ocupaciones no permitidas, con 44.1%; mientras que en los adolescentes de 15 a 17 años es mayor esa proporción, con 55.9 por ciento. En la división por sexo, la proporción de los niños que realizan ocupaciones no permitidas en relación es de 71.2% y de 28.8% la de las niñas. Los niños, niñas y adolescentes que se desempeñan en ocupaciones no permitidas se concentran en el sector agropecuario, con 29.2%, sector servicios con 25% y el comercio con 22.8 por ciento.

     “Por otra parte, la tasa de ocupación peligrosa de 15 a 17 años, es decir, ocupados que laboran en ocupaciones y sectores peligrosos, en horarios prolongados o nocturnos, o en ocupaciones con exposición a riesgos, a nivel nacional disminuyó durante el periodo de 2007 a 2019, al pasar de 26.6% a 16.6 por ciento. Por entidades, en 2019, Oaxaca reportó el nivel más alto con 31.2% y la Ciudad de México, con 7.8%, registró la tasa más baja.

     “Finalmente, de los 16.9 millones de hogares con población de 5 a 17 años identificada en 2019; en 1.8 millones de ellos (10.5%) hay niños, niñas o adolescentes que realizan ocupaciones no permitidas, la mayoría en hogares con jefatura masculina (74.7%). Aun así, el número de hogares con ocupación infantil no permitida mostró un descenso de 2.3 millones en 2009 a 1.8 millones en 2019.
 
POBLACIÓN INFANTIL QUE REALIZA TRABAJO DOMÉSTICO EN CONDICIONES NO ADECUADAS
 
     “Para la medición del trabajo doméstico en condiciones no adecuadas, se toma en cuenta la legislación laboral nacional, las recomendaciones internacionales y la metodología de las estimaciones mundiales de trabajo infantil de la OIT, su medición considera todas aquellas actividades dedicadas a la producción de servicios para el consumo de los integrantes del hogar, que afectan la salud o integridad física de quienes las realizan, es decir, se llevan a cabo en condiciones peligrosas o en horarios prolongados.

     “La ENTI 2019 estima que 20.8 millones de niños, niñas y adolescentes de 5 a 17 años realizan quehaceres domésticos en sus hogares sin recibir remuneración, de los cuales 1.5 millones los hacen en condiciones no adecuadas (7.3%) y se puede descomponer en: 35.9% en horarios prolongados y 64.1% en condiciones peligrosas.

     “Por sexo, se observa que los quehaceres domésticos en condiciones no adecuadas lo realizan en menor proporción los niños (48.7%), en relación con las niñas (51.3 por ciento). Al dividirlos según las condiciones, en horarios prolongados, 34.2% representan los niños y 65.8% las niñas; en contraparte, en condiciones peligrosas, 56.8% corresponde a los niños y 43.2% a las niñas.

     “A nivel estatal, la tasa de quehaceres domésticos en condiciones no adecuadas más alta se registra en Oaxaca, con 9.3% y la más baja en Baja California con 2.3 por ciento”.

     Los anteriores son datos a tener en cuenta para sufragar el próximo mes de junio.
http://www.almomento.mx ,  http://www.analisisafondo.com ,
http://www.indicepolitico.com ,
www.gregorioortega.blog   @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos
Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: 2021, llaman a elecciones sin proyecto de nación


 Gregorio Ortega Molina  13 de enero de 2021 – 00:12 CE
*Del presidente constitucional de todos los mexicanos hacia abajo mienten en línea y en todo orden. El engaño es constante, conduce a la crispación. Así proceden porque resultan incapaces de cumplir y finiquitar un proyecto de nación ofertado en el TLC, ahora TMEC. Se muestran dubitativos ante el guiño de los chinos. Caro pagaremos el que nuestros gobernantes no sepan para dónde hacerse
AMLO y Ebrard confirman que no hay mexicanos deportados por redadas en EU •  Forbes México
 Imposible datar con precisión el momento en que el proyecto de nación surgido del constitucional de 1917 fue traicionado, pero siempre caigo en la tentación de fecharlo con la reforma a la Constitución que abrió la reelección al generalote Álvaro Obregón.

     Si quieren abundar sobre el tema, acudan a la lectura del libro de Enrique Krause, Caudillos culturales en la Revolución Mexicana, donde narra acerca de la zozobra y las lágrimas de Vicente Lombardo Toledano, porque fue de los que promovieron y votaron a favor de echar abajo la no reelección. Si mal no recuerdo, argumenta que lo engañaron.

     La lápida que canceló ese proyecto tiene dos hechos: la firma del TLC y la “ejecución” de Luis Donaldo Colosio. Desde entonces los políticos no dan pie con bola. Están atorados en el proyecto de integrar el bloque de América del Norte, y resultaron incapaces al exigir piso parejo para disminuir las asimetrías; para lograrlo -piensan ellos (lo mismo EPN que AMLO)- coquetean con los tigres asiáticos y concretamente con China, aunque tampoco se deciden por apostar a ese neoliberalismo más salvaje que el occidental.

     Este año causará más estragos políticos y económicos que el 2020, porque el agarrón por el poder será de antología; para conservarlo o recuperarlo, según sea el caso, se valdrán de todo y de todos. Las muertes políticas se confundirán con las que se deben a la violencia ya natural que campea en la república, y los estragos económicos sólo se sumarán a los causados por la pandemia y el esfuerzo gubernamental por confrontar a los mexicanos. Los inversionistas buscarán los nichos de seguridad jurídica allá donde los encuentren.

     Mientras tanto, en las mañaneras nos empujan a buscar alguna explicación como la ofertada por El País durante la última semana de diciembre: “El libro de Muñoz Rengel (Una historia de la mentira, Alianza Editorial) repasa la historia de la mentira: la política, la religiosa, la estética y la personal, incluido el autoengaño… para Muñoz Rengel la historia del hombre no es otra cosa que la historia de la ficción. Mentir, engañar, simular nos ha hecho posible perpetuarnos por encima de cualquier otra cosa. Poetizar, narrar, fabular, conjeturar, falsificar, son fases primordiales en el proceso de conocimiento. El error, la estrategia, la manipulación, la suposición, la especulación, la metáfora, la hipótesis, son otras de las muchas caras de nuestro modo de estar en el mundo, escribe en su libro”.

     Acá, del presidente constitucional de todos los mexicanos hacia abajo, mienten en línea y en todo orden. El engaño es constante, conduce a la crispación, y así proceden porque resultaron incapaces al cumplir y finiquitar un proyecto de nación ofertado en el TLC, ahora TMEC, y se muestran dubitativos ante el guiño de los chinos. Caro pagaremos el que nuestros gobernantes no sepan para dónde hacerse.

===000===

¡Vaya, coincido con Andrés Manuel López Obrador, los organismos autónomos no son imprescindibles! Es una verdad de a kilo, como también lo es que la DEMOCRACIA sí es IMPRESCINDIBLE para la vida en armonía, en sociedad, esa sociabilidad y ese humanismo que tanto predica todas las mañanas, pero que con sus acciones y sus dichos sabotea. He decidido estudiar para saber cómo he de conjugar el verbo tartufo o tartufear.

http://www.almomento.mx ,  http://www.analisisafondo.com ,
http://www.indicepolitico.com ,
www.gregorioortega.blog   @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos
Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: Delfina, nombramiento de intromisión electoral


 Gregorio Ortega Molina 12 de enero de 2021 – 00:12 CE
 *Este año 2021 es, para los mexicanos, el del verdadero parteaguas; temo que nos quedaremos como el perro de las dos tortas, hundidos en la mediocridad más allá de la medianía, y en un autoritarismo colindante con el totalitarismo

La imagen puede contener: 2 personas

Demasiada alharaca por un nombramiento que no debe quitarnos el sueño, porque el fracaso del proyecto de educación elemental debió propiciar que, desde la concepción de los libros de texto gratuitos editados para que recuperáramos el aliento vital de lo que necesitamos -pero no llega- para la instrucción pública de nuestros hijos: humanismo y desarrollo de las aptitudes necesarias para contribuir al crecimiento económico.

     El último intento, lo repito, ocurrió con Porfirio Muñoz Ledo, cuando El Flechador del Cielo, alentado por los encantos de Rosa Luz Alegría, lo defenestró para después, al darse cuenta del error, rehabilitarlo como embajador de México ante la ONU. En el Archivo General de la Nación hay un par de ejemplares de ese proyecto educativo nacional que nadie se interesó en rescatar.

     Esteban Moctezuma Barragán cumplió con su encargo: hacerse el que la Virgen le habla, como ocurrirá durante su desempeño como embajador. Es un trozo de plastilina en las manos de sus patrones.

     Desde que Jaime Torres Bodet abandonó las oficinas del secretario de Educación Pública, la dependencia ha sido totalmente asediada, porque desean convertirla en botín del SNTE y de la CNTE. Hoy parecen haber logrado ese objetivo; sin embargo, existe un pero: depende de la habilidad de Delfina Gómez para transformar la cesión de esa parcela de poder, en votos contantes y sonantes, tanto para las gubernaturas que están en disputa, como para asegurar la mayoría total, absoluta, en la Cámara de Diputados, de Morena y sus partidos satélites, pues de otra manera la 4T pronto quedará convertida en un mal sueño, cuyos estragos costará años restañar.

     Mientras los intelectuales neo orgánicos se sacan de la manga teorías pseudo históricas para justificar el hecho de que la 4T sí es la Cuarta Transformación en pleno proceso, la realidad nos muestra que la educación no presencial profundiza el foso del que han de salir los que no pueden acceder a las clases a distancia como Dios manda, por quedar restringidos a cursos por televisión en los que de ninguna manera se puede interactuar con los maestros, despejar dudas, formular preguntas, actividades de cuyo valor dejó muestra Sócrates, incluso a punto de beber la cicuta.

     La pregunta es ineludible: ¿cuánto costará, en dinero y en atraso social y político, la elección a desarrollarse este año? ¿Qué tan diezmada quedará la Secretaría de Educación Pública? ¿Cuánto más puede resistir la incipiente República y la infantil democracia? ¿Habremos de modificar, de nuevo, los libros de Historia Nacional, para dar un lugar de preeminencia a los milites? ¿Si ya les entregó buena parte de la economía, será capaz de entregarles el futuro junto con la SEP? ¿Por qué diablos no?

     Este año 2021 es, para los mexicanos, el del verdadero parteaguas: temo que nos quedaremos como el perro de las dos tortas, hundidos en la mediocridad más allá de la medianía, y en un autoritarismo colindante con el totalitarismo.

===000===

El incendio en el centro de control del METRO es un aviso del estado en que se encuentran muchas de las instalaciones técnicas, eléctrica, mecánicas y en materia de seguridad, esenciales para que la vida cotidiana de la nación se desarrolle sin sobresaltos, ya no digamos problemas graves.

     El viejo Distrito Federal, hoy Ciudad de México, puso en servicio el transporte colectivo Metro en 1968, hace 52 años, de los cuales la responsabilidad de su funcionamiento óptimo y mantenimiento seguro depende de los gobiernos de izquierda desde 1997, hace 23 años. Igual que los priistas, también tuvieron tiempo de poner orden y ser eficientes, en lugar de hacerse de la vista gorda ante el despojo de los bienes públicos.

http://www.almomento.mx ,  http://www.analisisafondo.com ,
http://www.indicepolitico.com ,
www.gregorioortega.blog   @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos
Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: Ley Banxico, la verdad de las mentiras


 Gregorio Ortega Molina      11 de enero de 2021 – 00:12 CE

 *Desconozco cómo procederán, pero decidan lo que decidan han de hacerlo con imaginación, cuidando que la “señorita” continúe pareciendo eso, una doncella que ha de llegar virgen al tálamo nupcial. Lo demás es estar impreparados para el ejercicio del verdadero poder


Banco de México mantiene su tasa de interés en 8.25 por ciento

Imposible cerrar los oídos y desechar la razón frente a la mentira que desde el poder aspira a transformarlo todo, lo mismo para beneficiar a su grupo que para enmendar errores incorregibles, salvo con un yerro mayor. Es el caso de la aspiración a modificar las funciones esenciales al Banxico para combatir el lavado de dinero.

     Naturalmente es posible que mi conocimiento sobre el tema sea escaso, o que la memoria modifique lo que recuerdo de esas transacciones monetarias, que no se hacen en efectivo -desde el lugar donde los paisanos dejan el lomo- a las instituciones bancarias o corresponsales de Western Union cercanos a los domicilios de sus familiares en México. Insisto, si no lo recuerdo mal, esas operaciones se hacen por medio de transferencias o a través de órdenes de pago. Los dólares permanecen en su lugar de origen, acá entregan pesos contantes y sonantes.

     Pero, ¿de qué manera los corresponsales mexicanos de las instituciones financieras de Estados Unidos que aceptan la transferencia u orden de pago de las “remesas” se sirven de esos dólares y obtienen una ganancia legítima, aunque a veces inmoral?

     El funcionamiento del TLC y ahora del TMEC no puede detenerse. Los importadores mexicanos depositan en moneda nacional sus transferencias en dólares al cambio que corresponde al día en que hacen su operación. El monto de esas transacciones cotidianas supera la imaginación, equivale a miles de millones de dólares, cifra mayor a las tan publicitadas remesas.

     También hay que considerar la opinión de los que saben: “Los bancos que ofrecen el servicio de recepción de moneda extranjera en efectivo, (supuestamente) cumplen con las leyes y regulaciones mexicanas, los estándares internacionales y los procesos de control para mitigar los riesgos de manejar recursos de procedencia ilícita…; sin embargo, muchos opinan que se tienen los elementos claros para poder, junto con las instituciones financieras, saber cuál es la ruta del dinero que viene de origen ilícito. Esto es lo que se dice de dicha ley, más o menos”.

     Entonces que dejen de dorarnos la píldora con ese cuento de que la reforma se propone para ayudar a los mexicanos que tanto se sacrifican por sus familias y, año con año, envían las llamadas remesas. No hay físicamente billetes de dólares en ese hecho, son instrucciones que se imparten a través de envíos cibernéticas entre diferentes instituciones financieras y/o bancarias.

     Por lo pronto, el Senado de la República debiera mejor orientar sus baterías a las inmorales comisiones que algunas instituciones cobran a los beneficiarios de esas transferencias, por recibir dinero en minutos.

     La otra vertiente tiene que ver con el “crudo” ejercicio del poder. El análisis ha de ser ciertamente despojado de toda prevención ética y moral. El gobierno carece de numerario para continuar con lo que llama 4T, que no es proyecto de nación ni la posibilidad de construir una patria grande y soberana, sino que pretende regresarnos a ese presidencialismo autoritario colindante con el totalitarismo. Necesitan dinero, y pronto, pues ya ni para la vacuna del Covid-19 les alcanza.

      ¿Dónde obtener esos recursos? ¿Sólo en los dólares del narco? Desconozco cómo procederán, pero decidan lo que decidan han de hacerlo con imaginación, cuidando que la “señorita” continúe pareciendo eso, una doncella que ha de llegar virgen al tálamo nupcial. Lo demás es estar impreparados para el ejercicio del verdadero poder.

===000===

Lo ocurrido el día de Reyes en el Capitolio es el capítulo inicial de algo más amplio. Donald Trump logró inocular en la derecha de esa nación, el virus de la intolerancia, el racismo y la urgente, necesaria supremacía blanca. Un amigo me envió la gráfica publicada por The Economist, sobre el porcentaje de republicanos partidarios de esa acción. Puede anticiparse un violento periodo de terrorismo doméstico como el registrado en Nashville durante los últimos días de diciembre del 2020. Fue un aviso que la Seguridad Nacional y las agencias de esa nación no pudieron o no quisieron reconocer.
      Para comprender lo que inició hace cuatro años con la llegada de Trump al poder, habría que releer La conjura contra América, novela en la que Philip Roth adquiere la dimensión de un demiurgo que hace de su narrativa y sus personajes una profecía de lo que viene a ocurrir 81 años después.
 http://www.almomento.mx ,  http://www.analisisafondo.com ,
http://www.indicepolitico.com ,
www.gregorioortega.blog   @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos
Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: Horizonte 2021 ¿cambio de época o decadencia absoluta? V / V


 Gregorio Ortega Molina  8 de enero de 2021 – 00:12 CE
 *No será una explosión ni una implosión de carácter social, sino el desorden y la absoluta decadencia. O modifican el modelo político, o este presidencialismo se convertirá en una pesada lápida para el proyecto de nación que alguna vez existió


RN to Deng: A Personal Letter, “Solely for China” »

Los mexicanos en general, pero sus gobiernos en particular, se muestran indecisos ante las opciones que representa el modelo chino de desarrollo, y dubitativos frente a un compromiso trilateral ya establecido: la integración al bloque de América del Norte. ¿Qué tanto se ha avanzado en ese proyecto? ¿Cuánto se han disminuido las asimetrías?

     El conflicto con la civilización estadounidense, con su puritanismo, es de origen. No es nada más el contencioso histórico que mutiló el territorio que originalmente fue la Nueva España. Es también, sobre todo, la humillación constante de índole racial, la subordinación impuesta a pesar de que ofrecen y prometen un trato igualitario. Es la hipocresía cuáquera.

     Con China, concretamente con la República Popular, de alguna manera misteriosa la correlación está dada. La Plaza de las Tres Culturas tiene su espejo en Tiananmén. El gran timonel de antaño, con el patriarca mexicano de hoy: “La existencia social de los hombres determina su pensamiento. Y las ideas justas que son propias de una clase de vanguardia se convierten, desde el momento en que permean en las masas, en una fuerza material capaz de transforman a la sociedad y al mundo”.

     ¿De dónde la reflexión? ¿Del movimiento de Regeneración Nacional, o de la Revolución Cultural?  Menuda sorpresa de poder medirse con exactitud la interacción entre culturas, entre mundos que parecen distantes, aunque se hermanan en comportamiento, intereses y opiniones.

     De lo anterior parte mi necesidad por buscar a Eugenio Anguiano (primer embajador de México ante la República Popular China 1972-1976, tras el establecimiento de los lazos diplomáticos. Posteriormente repetiría como embajador en 1982-1987. Fue de los pocos diplomáticos que conoció a Mao, se reunión siete veces con Zhou Enlai y vio un partido de futbol con Deng Xiaoping), y preguntarle: ¿Es asimilable para los intelectuales occidentales y sus políticos la cultura Oriental, y concretamente la china?

     “Es comprensible porque se ha estudiado profundamente y porque la cuna de la cultura Oriental fue colonizada o repartida en esferas de influencia por potencias Occidentales. Desde luego que en Occidente no pretende asimilarse el neo-confucianismo, ni el marxismo-leninismo, ni el pensamiento de Mao Zedong”. 

     ¿Quiénes saben en Estados Unidos y en México de la civilización china, su cultura, y la entienden y pueden hablarse de tú con los líderes políticos de la República Popular?

     “En Estados Unidos hay una amplia gama de instituciones culturales y gubernamentales que cuentan con especialistas en China milenaria y contemporánea. No sólo pueden entender y “hablarse de tú” con los líderes de la RPC, sino que desde la fundación de China Popular se han preparado para contenerla, con resultados inciertos para los intereses estadounidenses. En México se ha avanzado mucho en el estudio y comprensión de la civilización china; en el Colegio de México, la UNAM -a través principalmente del Centro de Estudios China-México de la Facultad de Economía- y en otras universidades y centros de enseñanza superior del país. Creo que principalmente el COLMEX colocó a México, hasta hace pocos años, en la vanguardia de la sinología de América Latina, España y Portugal. Lo que desafortunadamente no existe es que el gobierno de México y otras instituciones del Estado mexicano sepan cómo aprovechar tal bagaje cultural para armar una política exterior con China y sus líderes que sea consistente”.

     ¿Crees en un bilateralismo China-Rusia?

     “Hay una relación sino-rusa muy estrecha en lo económico y estratégico, pero no una alianza como la existente en los primeros 10 años de la República Popular. A partir de 1960 hubo una ruptura de tintes ideológicos entre la Unión Soviética (mentora de los comunistas chinos) y China, y en 1969 estuvieron ambos países a punto de una guerra total, aunque nunca rompieron relaciones diplomáticas. Este pasado reciente y otras consideraciones geopolíticas actuales hacen muy difícil, si no imposible, que vuelva a formalizarse una alianza       sino-rusa como la sino-soviética de los años cincuenta”.

     Hasta aquí las respuestas de Eugenio Anguiano. Lo expuesto desde el lunes 4 de enero último permite discernir que, efectivamente, el mundo camina a un cambio de época que, es factible, traiga consigo un cambio de paradigma, o al menos una profunda mutación de la cultura occidental, de nuestra mirada   judeo-cristiana sobre lo que es y debe ser, o debió ser.

     La pregunta resulta ineludible. Si el mundo cambia, y resulta que México debió quedar inserto en uno de los polos de desarrollo, y ahora la República Popular China modifica los equilibrios, ¿por qué en lo interno nuestro gran timonel mexica insiste en la restauración de un presidencialismo que ya resulta inoperante e inexplicable, que sólo se sostiene a través de la alimentación monetaria y económica a las Fuerzas Armadas?

     Si no se establecen acuerdos y México deja de alinearse del lado correcto, el futuro inmediato no será una explosión ni una implosión de carácter social, sino el desorden y la absoluta decadencia. O modifican el modelo político, o este presidencialismo se convertirá en una pesada lápida para el proyecto de nación que alguna vez existió.

     Para documentar y enriquecer la hipótesis comparto la entrada de dos notas publicadas en El País. Una los últimos días de diciembre, la segunda el 4 de enero.

     “La UE y China se disponen a dar un último movimiento al tablero geopolítico mundial a dos días del fin de 2020. Los dos bloques prevén cerrar este miércoles el gran acuerdo de inversiones que llevan siete años negociando, después de que Bruselas haya arrancado a Pekín concesiones en derechos laborales y política climática. El pacto da un vuelco a las maltrechas relaciones entre la UE y China, pero puede provocar el primer desencuentro con el futuro presidente de EE UU, Joe Biden, cuyo equipo pretendía hacer frente común con Europa para combatir las malas artes comerciales de la potencia asiática”.

     La nota del 4 de enero indica que el conflicto se anuncia grave: “Apenas unos días antes de la toma de posesión de Joe Biden como presidente de EE UU (20 de enero), las tres mayores compañías de telecomunicaciones chinas —China Mobile, China Telecom y China Unicom (Hong Kong) Limited— serán expulsadas de la cotización en la Bolsa de Nueva York y dejarán de tener acceso, por tanto, al mercado financiero de EE UU, el mayor del mundo. Una decisión, pese a todo, más simbólica que efectiva, ya que el grueso de sus acciones cotiza en Hong Kong.

     “La decisión responde a una orden ejecutiva firmada por Donald Trump en noviembre pasado en la que prohibía a los ciudadanos estadounidenses invertir en compañías chinas que tuvieran algún vínculo con el Ejército de Pekín. Entre las compañías señaladas por la Casa Blanca estaban las tres telecos, junto a otras como Huawei, TikTok o Tencent, por representar a juicio de Washington una amenaza a la seguridad nacional. Es, por tanto, una decisión política que se produce una década después de que las Bolsas estadounidenses cortejaran a los grandes gigantes chinos para que cotizaran en su mercado y atraer inversiones”.

http://www.almomento.mx ,  http://www.analisisafondo.com ,
http://www.indicepolitico.com ,
www.gregorioortega.blog   @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos
Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: Horizonte 2021 ¿cambio de época o decadencia absoluta? IV / V

Gregorio Ortega Molina  7 de enero de 2021 – 00:12 CE

*Si atendemos a Byung Chul-Han, las manecillas de la historia apuntan a Asia y a una biopolítica digital que acompaña a la psicopolítica digital que controla activamente a las personas

8 libros de Byung-Chul Han para entender tu tiempo

Empatía con esos malos que destruyen a los perversos. ¿Puede ser? En estricto orden ético y moral equivale a la negación del ser, pero de no abrirse esa rendija parece resultar imposible sobrevivir en el mundo. A fin de cuentas, Oriente y Occidente por igual, nos orillan a la elección del mal menor.
 
El prontuario de virtudes y valores de Occidente deja mucho que desear

     Regresar a la lectura de El lado oscuro de Dios, donde Isabel Cabrera nos advierte de las consecuencias del libre albedrío. El “horror religioso” se apodera de nosotros y nos hace responsables de las consecuencias de nuestros actos. La deuda trasciende el compromiso establecido por los evangélicos con Cristo. Obedecer a la confianza absoluta en la divinidad, ajena al ser humano, incapaz de comprenderla, pero acepta esa entrega sólo sustentada en la fe.

     Este comportamiento dista mucho de ser la actitud que contribuirá a resolver las contradicciones de Occidente, mismas que son aprovechadas por China para mirarnos con condescendencia y montar, sobre las debilidades del proyecto de la globalización, su propio y único futuro. En eso están hace muchos años.

     En La tentación de Occidente hay una advertencia que el corresponsal francés comparte con su par chino: “… las potencias capaces de transformar los hechos se adueñan tan rápidamente de ellos que la inteligencia sabe que no puede ejercerse sobre ninguna realidad, que no puede crear el acuerdo necesario entre ella y la convicción que la justifica”. Es esta escisión la que determina el comportamiento de la civilización occidental. Pero atengámonos a lo que hoy representa China para el futuro inmediato.
 
¿Existe el futuro sin China? ¿Asimilarán a Occidente?

Son coincidentes las opiniones sobre un futuro determinado, o no, por la República Popular China. Es muy posible que ahora sea esa nación la que haga a Occidente una actualizada guerra del opio. El fentanilo inunda al mundo del narcotráfico, que es lesivo a la salud, pero necesario a la economía.

     Alberto Ortega Venzor puntualiza: “Es importante recordar de dónde viene actualmente China, que hoy, prácticamente, comparte los imperios de nuestro tiempo con Estados Unidos. Hay que volver a ver esa joya del cine que es Madre Tierra de Paul Muni (1937).

     “Con todo y la sacudida de la economía, China es el único país del planeta que, en este año, no terminara con un PIB en números rojos. Parece que el caso de China, el cóctel de un sistema político dictatorial y autoritario, combinado con un capitalismo sui generis, ha tenido la capacidad de conquistar los mercados a nivel global. Una variable que no se puede omitir es el cambio de civilización que se está gestando como resultado del encuentro de la pandemia con la revolución de la información. que coincide con el descontento con la democracia y el avance del neo imperialismo chino”.

     En este caso el doctor José Manuel Cuéllar fue sucinto: “Si atendemos a Byung Chul-Han, las manecillas de la historia apuntan a Asia y a una “biopolítica digital que acompaña a la psicopolítica digital que controla activamente a las personas”.

     Al percibir una falta de elementos que nos permitan formarnos una opinión completa, reformulé mis preguntas y busqué a Eugenio Anguiano, el primer embajador de México en la República Popular China, un constante estudioso de la historia y lo que ocurre en esa nación. Pregunté al investigador del CIDE: La inteligencia china, los líderes políticos, ¿comprenden bien la cultura Occidental? ¿Creen poder asimilarnos?

     “Comprenden bien la cultura Occidental, pero creo que nunca han pensado en asimilarla. Históricamente China ha tenido una concepción etnocéntrica. Zhongguo, transliteración a lenguas romance del nombre del país significa literalmente:  reino del centro, y la periferia que lo rodea fue considerada como países o reinos de bárbaros. China comunista asimiló el marxismo-leninismo, parte de la cultura occidental, de una manera propia”.

    ¿Dónde estamos parados los occidentales? Apenas conocemos lo elemental de la cultura de Oriente, aunque quizá debiera ser lo suficiente para saber de la opinión que sus líderes tienen sobre los que acá mandan y los que obedecemos. Comparto una reflexión de Lao-Tseu: “Mis preceptos son muy fáciles de entender, muy fáciles de seguir, pero el mundo no puede comprenderlos ni seguirlos.

     “Sus enseñanzas están fundadas en la Tradición, sus actos sobre un principio; sin embargo, no son comprendidos. Por eso me ignoran. Los que me entienden son pocos, es la medida de mi valor, ¡es cierto!

     “Es así que el Hombre-Santo, bajo sus vestidos toscos, guarda una joya en su seno”.

     Acá tendríamos que recurrir a Juan de la Cruz, para empezar a establecer equivalencias.
===000===
 
Cada inoculación equivale a un voto, no le demos vueltas, pues de eso se trata la administración política que aquí hacen de la vacuna contra el Covid-19. Saben, los que mangonean, que es su oportunidad de conservar el poder y concretar su proyecto, aunque sólo AMLO sabe en qué consiste la regeneración nacional.

Las contradicciones de AMLO son ya inocultables. Ofrece a Julián Assange, el rey de las filtraciones, asilo, cuando aquí, toda mañanera que le presenta la oportunidad, tunde a los periodistas o activistas que filtran información, pero no la desmiente, sólo subraya que son las mafias del pasado que están en contra del cambio. Los de casa, que se jodan; los de fuera, bienvenidos. Bien decían las abuelas, son puro candil de la calle…

http://www.almomento.mx ,  http://www.analisisafondo.com ,
http://www.indicepolitico.com ,
www.gregorioortega.blog   @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos

Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: Horizonte 2021 ¿cambio de época o decadencia absoluta? III / V

Gregorio Ortega Molina  6 de enero de 2021 – 00:12 CE

*Occidente enfrenta una grave carencia de referentes políticos y sociales cuya ética y moral estén lo suficientemente estructuradas y fortalecidas para defender, con argumentos sólidos y hechos irrefutables, la necesidad de la globalización y la formación de los bloques europeo y de América del Norte, para garantizar la preservación civilizatoria de la cultura judeo-cristiana del mundo

Librería Communitas

¿Son suficientes 2000 años de civilización judeo-cristiana como para que pierda su hegemonía en Occidente? ¿Es favorable el balance ante lo que hoy nos muestra la avanzada económica y civilizatoria de Oriente? ¿Qué traen en el caletre los líderes occidentales, para organizarse y conducir a sus naciones a una “globalización” de esa vida cultural y económica que, hasta hoy, preside el destino de América del Norte y Europa?

     Los conflictos internos en las naciones, los intrarregionales -como lo muestran el Brexit y el Muro de Donald Trump- determinan el estado de ánimo de las sociedades. La “depresión” permea en las manifestaciones religiosas y facilita la preeminencia de una nueva fuerza económica que es capaz de determinar rumbos y compañeros de viaje. La delincuencia organizada dejó de ser contrapoder, porque ya es parte de esa legalidad marginal sobre la que se sostienen en la ilegalidad los Estados. Ninguna nación garantiza el Derecho ni la aplicación de la ley por encima de la justicia facciosa y/o partidista.

     No es un asunto de diferencias ideológica, éstas dejaron de marcar el rumbo hace décadas, lo cedieron a los intereses de grupo y a las corporaciones y casas de bolsa. El poder real es económico, y éste lo comparte con quien defiende su manera de ser, con violencia y sin ella, con narcodependencias y otras enfermedades necesarias para el control social.

¿Dónde están los líderes políticos? ¿Dónde el Estado?
Imposible conocer todas las respuestas. Acudir a quienes han estudiado los temas y los explican en sus escritos y o cátedras es lo adecuado. Alberto Ortega Venzor expone: “Hay muchas variables que deben considerarse y ponderarse para aventurar una respuesta ante algo tan complejo que tiene que ver con lo propio de la realidad natural, donde se da el quehacer político, que es del orden de lo contingente y no de lo necesario como las matemáticas:

a) La ubicación geográfica, con todo lo que implica en términos de recursos naturales y demográficos; b) la verdadera historia y no la historia oficial. En el caso de México la historia oficial ha eliminado, prácticamente, los 300 años del México Colonial y la Guerra Cristera. Esta versión ideológica es una especie de agnosticismo histórico; c) las instituciones en todos los órdenes y su evolución;
d)la geopolítica; e) la cantidad y la calidad de los procesos educativos en todos los niveles y vertientes, sin omitir el diagnóstico de la instrucción y de la formación de los estudiantes. Parece mentira, pero durante 25 años, a partir de la administración de Miguel de la Madrid, se eliminaron de la educación oficial las materias de civismo y ética; f) la escala de valores con los que opera la población, y g) el grado de unidad nacional vs la división y la polarización.

     “Estas tres últimas pautas o patrones son importantes para tratar de entender por qué una gran mayoría de la población apoya a políticos que por medio de la dialéctica y la retórica tienen secuestrada a la verdad y al sentido común, sin caer en cuenta de la paranoia y de la esquizofrenia de sus gobernantes en turno. Dos ejemplos a la mano son Trump y López.

     “Al final, sería simplista y reduccionista afirmar que no hay políticos capaces para enfrentar los grandes retos de nuestro tiempo. Capacidad entendida como racionalidad que tiene que ir, necesariamente, de la mano con la honestidad. Ambas deben tener -desde mi punto de vista- como eje de su actuación la verdad, que no es otra cosa que el conocimiento y el reconocimiento de la realidad tal cual es. Sin esta condición se dan soluciones adecuadas a problemas equivocados, cuyos resultados se traducen en graves consecuencias. La cultura generada cuando se deja de actuar conforme a la verdad, además de convertirse en un problema del proceso del conocimiento, se transforma en una grave cuestión ética, pues la mentira consiste en que sabiendo que las cosas son como son, se afirma lo contrario”.

     El doctor José Manuel Cuéllar fue breve: “En México, no. Más aún: tampoco hay política. Lo propio de la política –“lo político”– está radicalmente ausente. Entiéndase esto, a lo Schmitt, como una distinción clara entre amigos o enemigos; a lo Arendt, como la apertura de un espacio compartido en que los agentes políticos se presentan para hacer uso de la palabra y para tratar asuntos comunes; a lo Castoriadis, como ese momento en que se instituye una sociedad”.

     Ambas respuestas me conducen a una única posible deducción: Occidente enfrenta una grave carencia de referentes políticos y sociales cuya ética y moral estén lo suficientemente estructuradas y fortalecidas para defender, con argumentos sólidos y hechos irrefutables, la necesidad de la globalización y la formación de los bloques europeo y de América del Norte, para garantizar la preservación civilizatoria de la cultura judeo-cristiana del mundo, capaz de contemporizar con la violencia de Oriente.

     No creo que tengamos las herramientas ni las respuestas adecuadas; para comprenderlo basta con leer los ensayos sobre la pena de muerte de Albert Camus y Arthur Koestler, la extraordinaria reflexión literaria de Alejandro Dumas inserta en El conde de Montecristo, acerca de las ejecuciones oficiales, al amparo de la ley.

     Desborda toda cordura la existencia de los campos de concentración, ahora convertidos en estaciones migratorias, o esa nueva y moderna esclavitud que se practica a través de la trata o el trabajo mal remunerado.

     Sobre esa locura, está la de la verdad, la literaria y la real, que coinciden y nos permiten constatar que Occidente es cruento. Allí está lo escrito por Sándor Márai para El último encuentro: “No conocías esa extraña pasión, la más secreta de todas las pasiones de la vida de un hombre, la que se esconde más allá de los papeles, disfraces y enseñanzas, en los nervios de cada hombre, en lo más recóndito, como se esconde el fuego eterno en las profundidades de la tierra. Es la pasión por matar.

     “… Para nosotros, matar es una cuestión jurídica y moral, o una cuestión médica, un acto permitido o prohibido, un fenómeno limitado dentro de un sistema definido tanto desde un punto de vista jurídico como moral… Matamos en nombre de elevados ideales y en defensa de preciados bienes, matamos para salvar el orden de la convivencia humana. No se puede matar de otra manera”.

     Imposible entonces eludir la empatía que sentimos por los transgresores que en novelas y series televisivas ponen en orden, silencian e incluso desaparecen a los que matan en nombre de la ley.

===000===

Manuel Bartlett la libró, mejor recordemos a Yuri:
El apagón

Iba sola por la calle
Cuando vino de pronto un apagón
Vale más que yo me calle
La aventura que a mí me sucedió
Me tomaron por el talle
Me llevaron al cubo de un Zaguán
Y en aquella oscura calle
Ay, que me sucedió.
Con el apagón… que cosas suceden
Que cosas suceden… con el apagón
Con el apagón… que cosas suceden
Que cosas suceden… con el apagón
Me quede muy quietecita en aquella
Terrible oscuridad
¡Y una mano ay! Ligerita
Me palpo con confianza y libertad
Si el peligro estaba arriba
Acá abajo la cosa andaba peor
Fue tan fuerte la ofensiva
¡Ay!… Que me sucedió
Con el apagón… que cosas suceden
Que cosas suceden… con el apagón
Con el apagón… que cosas suceden
Que cosas suceden… con el apagón

http://www.almomento.mx ,  http://www.analisisafondo.com ,
http://www.indicepolitico.com ,
www.gregorioortega.blog   @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos

Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: Horizonte 2021 ¿cambio de época o decadencia absoluta? II/V

Gregorio Ortega Molina 5 de enero de 2021 – 00:12 CE

*El conocimiento es poder, sólo la fe se lo disputa e impone en buena parte del mundo, donde la tradición judeo-cristiana aportó las reglas del juego que están en tránsito de modificación. Cristo a través del Zen… la transubstanciación y el tomismo sujetos a una revisión por parte de las religiones orientales. ¿Lo resiste Occidente? ¿Tenemos políticos capaces de servirse de ese conocimiento, para guiar a sus gobernados a buen puerto?

El papa Francisco es muy amado, pero su pontificado podría ser un desastre  - The New York Times

Imposible negarse a ver lo que sucede bajo nuestros pies e indefectiblemente afectará nuestra percepción del mundo y la idea de cultura y civilización con la que crecimos. Todo nos indica que este cambio de época también lo es -está previsto- uno de paradigmas.

     Ante la incertidumbre de lo que nos parece ajeno, lo adecuado resultó preguntar. Debido a las restricciones impuestas por el claustro a causa del Covid-19, solicité que disminuyeran mi ignorancia por escrito. ¿Estamos realmente ante un cambio de época?

     El doctor José Manuel Cuéllar respondió: “Decididamente sí, y en varios registros. La debacle económica, el pánico del mercado financiero, el rezago educativo, la austeridad sin cortapisas, por no hablar del duelo colectivo, de la criminalidad rampante y del imperio de las redes sociales, serán prolongados y definitorios. Parafraseando a Thomas Kuhn: un cambio de época se da cuando cambian los paradigmas, los marcos de inteligibilidad; cuando las respuestas no sólo resultan insuficientes, sino también las preguntas; cuando el ser humano –esto también lo dice Kuhn– tiene frente a sí un nuevo rompecabezas. Cambio de época, entonces, porque el yo –este yo escenificado, pauperizado, enfermo, vigilado, impotente, de rostro encubierto– está por darse de bruces, no con una nueva normalidad, sino con una nueva realidad (una realidad que ya comienza a calificarse de “posfáctica”, ajena a las nociones de “verdad” y “mentira”, mercurial, digital y positiva, realidad sin “resistencia”. Hoy podemos hablar, como López Velarde hace cien años, de la “novedad de la patria”. Otra novedad y otra patria”.

     La respuesta de Alberto Ortega Venzor es abundante y académica. En un esfuerzo procuro suprimir lo que no es imprescindible para su cabal entendimiento: “Lo primero es una definición de época. El diccionario de la RAE dice: Período de tiempo que se distingue por los hechos históricos en él acaecidos y por sus formas de vida.

     “En un período de tiempo cabe cualquier cosa. Tal vez sea más preciso hablar de un cambio de civilización emparentado con la noción de cultura. Nuevamente acudo a la RAE para la definición de estos términos: civilización es el conjunto de costumbres, saberes y artes propio de una sociedad humana; cultura es el conjunto de modos de vida y costumbres, conocimientos y grado de desarrollo artístico, científico, industrial, en una época, grupo social, etc,

     “He acuñado una definición de cultura que dice de manera abreviada lo que contiene la palabra, el concepto : la forma de entender al mundo y transitar por la existencia (o por la vida).

     “Dicho lo anterior, creo que hay señales claras de un cambio de civilización que se viene gestando desde el inicio de la revolución de la información y del descubrimiento del genoma humano y, aunque en todo el globo estamos sumidos en la pandemia, ya podemos atribuirle el carácter de catalizador.

     “A partir de la revolución de la información y de las comunicaciones surgieron fenómenos sociales inéditos, como las interrelaciones a distancia a nivel personal, en la economía, la educación, la medicina, la investigación, el arte, las religiones, las gestiones gubernamentales y una lista enorme que conforma el mundo virtual donde lo presencial parece pasar a segundo plano, en el mejor de los casos. Hay regresiones que son verdaderas paradojas, como es el caso de las universidades que ya no se localizan en una ubicación geográfica como ocurría con en la Edad Media, situadas donde se encontraba el profesor. Hoy las instituciones educativas, de todos los niveles, se encuentran ubicadas y pulverizadas donde están los maestros y los alumnos. Ni hablar del “Empleo en Casa” bautizado como “Home Office” siendo que, durante la mayor parte de la historia de la humanidad, lo ordinario era que la vivienda y el lugar de trabajo ocuparan el mismo espacio. Estamos en un camino sin retorno y la pregunta que nos hacemos es: ¿qué va a pasar con la costosa infraestructura de muchos millones de metros cuadrados en edificios que hoy parecen pueblos fantasma?

     “Por otro lado, el comercio virtual está teniendo un crecimiento exponencial, como le ocurre a Amazon que, en lo que va de la pandemia, el valor de las acciones ha subido 73%. Solamente en una de sus muchas bodegas de distribución despachan 3 millones de pedidos al día. La misma suerte han tenido prácticamente todos los negocios de alta tecnología, incluyendo, por supuesto, a la industria farmacéutica y de servicios de salud en general.

     “Hay muchos más hechos para reflexionar,  y muchísimo más que ni siquiera podemos imaginar, pero parece que ante la pregunta: ¿estamos ante un cambio de civilización?, ya se puede anticipar una respuesta afirmativa”.
 
También un cambio de paradigma

La mutación que hoy vivimos dista mucho de ser cosmética, como tampoco lo fueron ninguna de las anteriores. Las respuestas que aportaron son el catalizador de una conclusión personal: todo cambio de época, civilización y cultura es favorecido por la suma del conocimiento que nos ha permitido adueñarnos de nuestro espacio, o creer que lo modificamos, cuando puede ser a la inversa. El ser y el deber ser en este contexto tienen su entorno.

     La historia debe verse a través de un prisma, pues las religiones y/o corrientes filosóficas tienen su propia interpretación a lo que nos antecede y a lo que construimos como futuro.

     He tenido la oportunidad de visitar, en dos ocasiones, una prodigiosa exposición llamada La Historia a través de la Biblia. La percepción religiosa es particular. Si para la deidad el principio fue la palabra, para el ser humano la tentación y la necesidad de cubrirse el cuerpo. Al mismo tiempo nacen cuatro nociones que nos atenazan: el bien, el mal, el pecado y el pudor… con una quinta consecuencia que determina comportamientos y conductas: el libre albedrío.

     Así, la acumulación de conocimiento convierte a los nómadas en sedentarios, y éstos -gracias a la rueda y al transporte animal- también se hacen comerciantes; con el trueque se intercambian ideas, surgen las disputas, las guerras, la necesidad de hacerse con el poder.

     El conocimiento es poder, sólo la fe se lo disputa e impone en buena parte del mundo, donde la tradición judeo-cristiana aportó las reglas del juego que están en tránsito de modificación. Cristo a través del Zen… la transubstanciación y el tomismo sujetos a una revisión por parte de las religiones orientales. ¿Lo resiste Occidente? ¿Tenemos políticos capaces de servirse de ese conocimiento, para guiar a sus gobernados a buen puerto?

===000===

La cuesta de enero, la recesión y el conflicto poselectoral están previstos por los analistas políticos, tanto los de aquí como los de fuera. Saben, lo advierten, que para esta nación la crisis económica se prolongará, al menos, hasta el tercer trimestre de este año, y que lo más profundo del valle del desempleo y del cierre de empresas se vivirá durante las elecciones de junio y afectarán también la consulta sobre la corrupción, lo que seguramente se traducirá en campañas agresivas, y ejecuciones y muertes. Ojalá la boca con la que anuncian sus predicciones se les haga chicharrón.

http://www.almomento.mxhttp://www.analisisafondo.com,
http://www.indicepolitico.com,
www.gregorioortega.blog  @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos

Posted in Uncategorized | Leave a comment

LA COSTUMBRE DEL PODER: Horizonte 2021 ¿cambio de época o decadencia absoluta? I/V

Gregorio Ortega Molina 4 de enero de 2021 – 00:12 CE

*El desplazamiento de Occidente a Oriente de los polos de desarrollo y de hegemonía económica no es nada más un asunto de sumas y restas, lo que está en tránsito de modificarse es la civilización y la percepción del mundo, que va más allá del cambio de época como el vivido a consecuencia de la Gran Guerra y la disolución del Imperio Austro-Húngaro


Andre Malraux: La Tentación De Occidental Royaume-Farfelu - Luna En Papel |  eBay

 
Poco o nada sabemos de la cultura oriental; supongo que los líderes políticos y empresariales a duras penas tienen un barniz de lo que motiva y mueve a los chinos y a los tigres del Pacífico. Me refiero a su razón y deseo de ser, a la esencia de lo que es su civilización. Los que en Occidente mangonean toman sus decisiones de la mano de asesores, intelectuales y estudiosos de lo que ocurre en ese Oriente que se adueña del mundo.

     Pareciera que los líderes occidentales -dóciles y sin protestar- se dejaron conducir a un reacomodo geo-económico porque carecieron de la disciplina para unirse en bloques con similares intereses políticos, sociales y culturales. En Europa el Brexit y la manera en que gestionaron la migración facilitaron los desacuerdos que les impidieron “administrar” las guerras regionales de Oriente Medio y el entendimiento con Estados Unidos para contener el avasallamiento presencial de Rusia y China en buena parte del mundo.

     En lo que concierne a América, Canadá, Estados Unidos y México fueron incapaces de desaparecer las asimetrías y se apoltronaron con los resultados positivos de un TLC que pronto fue rebasado por la realidad social de las tres naciones. Los recelos y egoísmos particulares, engendrados por la historia de cada uno de los países, evitaron que se consolidara ese proyecto de integración que debió ofrecer resultados hace una década, al menos.
 
¿Tenemos líderes para guiar al mundo hacia la libertad y el desarrollo humano?
 
El desplazamiento de Occidente a Oriente de los polos de desarrollo y de hegemonía económica no es nada más un asunto de sumas y restas, lo que está en tránsito de modificarse es la civilización y la percepción del mundo, que va más allá del cambio de época como el vivido a consecuencia de la Gran Guerra y la disolución del Imperio Austro-Húngaro.

     ¿Está preparado Occidente para dejar de ser el referente del mundo en cuanto a civilización, fe, cultura, manera de ser, vivir y depredar? ¿Tendremos la inteligencia suficiente para comprender lo que narra Henning Mankell en El Chino, novela que motivó mi regreso a mis inquietudes por esforzarme en comprender el pensamiento oriental?

     El primer incentivo lo impulsó mi padre al obsequiarme La tentación de Occidente, de André Malraux, ensayo en el que pone en la pluma de Ling lo siguiente: “… Las ilusiones que creó en nosotros (Europa), chinos, son demasiado precisas como para que podamos encontrar en ellas enseñanza o placer a su modificación: los libros, y nuestra propia angustia, nos obligaron a buscar el pensamiento de Europa más que sus formas”.

     Me lo ofreció porque andaba yo deslumbrado con el cuento de que José Iturriaga (el bueno) acababa de convencer a Luis Echeverría Álvarez para que financiara un centro de estudios sobre Estados Unidos, similar a los que existen en algunas universidades de esa nación, cuyo sujeto de investigación es México, somos los mexicanos. Todo terminó en un fiasco.

     ¿Están -los líderes políticos de Occidente- capacitados para guiar a sus naciones a un cambio de paradigma civilizatorio? ¿Es necesario? ¿Cómo vivieron en Oriente esta cierta imposición de la cultura judeo-cristiana para negociar con la mitad del mundo? La Guerra del Opio es un buen ejemplo de cómo se hacían las cosas.

===000===

Mentiras gubernamentales y medicamentos. Se acerca un amigo para preguntar si sé qué ocurrirá en 2021 con el desabasto de medicinas, sobre todo ahora que el Covid-19 marca otros parámetros al estado de salud, y prácticamente condena a los que padecen diabetes o son hipertensos, por una u otra razón.

     Dice estar angustiado porque él es diabético e hipertenso, pero en su clínica del ISSSTE que le corresponde hace seis meses no le surten la receta del telmisartán de 40 mg, ni la metformina de 850 mg, que por fuerza debe ingerir a diario, para controlar sus niveles de azúcar y mantener sujeta la presión arterial. Afirma que no surtir esos medicamentos equivale a condenar a muerte a quienes padecen esas enfermedades, sobre todo ahora que el Covid-19 les sigue los pasos.

http://www.almomento.mxhttp://www.analisisafondo.com,
http://www.indicepolitico.com,
www.gregorioortega.blog  @OrtegaGregorio
Si te INQUIETA, compártelo con todos

Posted in Uncategorized | Leave a comment