En desaparecidos Gobernación y ONU esconden la verdad

April 12, 2011

— 12:00 am

El destino de los desaparecidos y las consecuencias de que hayan sido <<borrados>> de la sociedad, son temas que causan insomnio, que desequilibran el estado de ánimo de la gente común, pero para nada conmueven a las autoridades de este país ni a los integrantes de la misión de la ONU que visitaron México para conocer de ese problema y otras violaciones a los derechos humanos. Desconocen causas del hecho y futuro de los <<levantados>> para no regresar. No saben la verdad, o en sus declaraciones públicas la escamotean.

A cargo de los visitadores estuvieron Jasminka Dzumhur, Osman El-Hajjé y Ariel Dulitzky; dicha misión incluyó visitar varias ciudades del país, para reunirse con funcionarios del gobierno, tanto a nivel nacional como estatal, organizaciones de la sociedad civil, familiares de desaparecidos, representantes de las agencias de la ONU y otras organizaciones internacionales. El informe final será presentado al Consejo de Derechos Humanos en 2012, cuando el presidente Felipe Calderón Hinojosa y los miembros de su gabinete de seguridad hayan dejado el poder o estén a punto de saltar al futuro sin red de protección, lo que de cualquier manera manchará la imagen del país.

Sostengo que no entienden, o por entender demasiado bien esconden la verdad, porque insisten en dar a las desapariciones que hoy ocurren en México, el carácter político de antaño. Persisten en su error de culpar a las mismas autoridades: las fuerzas armadas mexicanas, o las policías. Es posible que algunos de los <<borrados>> hayan sido levantados por alguna autoridad, pero son los menos. Sólo toleran el tráfico de esclavos.

Los levantones de hoy no son motivados por la ideología, no se requiere de <<borrarlos>> para reprimir a la oposición, no son llevados a las zonas militares ni son enterrados en casas de seguridad o cárceles administradas por el Estado; no, algunos de los levantados van de inmediato a las <<narcofosas>> porque así se decidió, con el propósito de infundir miedo, desinformar y calentar la guerra entre cárteles o contra ellos. Los otros, también de inmediato, se destinan al mercado de esclavos en sus diferentes variantes: sexuales, pederastia, laborales, <<mulas>> e incluso asesinos de uno u otro grupo de sicarios.

Por más que las autoridades de la secretaría de Gobernación se empeñen en desmentir la cifra dada por la misión de la ONU, hay posibilidades de sostener que tanto los mexicanos como los integrantes de dicha misión no dicen la verdad, porque los números de las organizaciones civiles de familiares de desaparecidos, notoriamente las de Nuevo León, Coahuila, Durango y Tamaulipas, suman más que los tres mil supuestamente <<borrados>> por quítame estas pajas.

Lo cierto es que, como lo escribe John Connolly, las autoridades y muchos de los integrantes de la sociedad ya no <<creen en el mal, sino sólo en actos malvados que pueden explicarse mediante las ciencias de la mente. El mal no existe, y creer en él es sucumbir a la superstición, como cuando uno mira debajo de la cama por la noche o tiene miedo a la oscuridad. Pero hay individuos para quienes no encontramos respuestas fáciles, que hacen el mal porque son así, porque son malvados.

<<Es fácil extraviarse en la oscuridad cuando se vive en los márgenes de la vida moderna, y una vez estamos perdidos y solos, hay cosas que nos aguardan donde no hay luz. Nuestros antepasados no se equivocaban en sus supersticiones: hay motivos para temer la oscuridad.

<<… La maldad se remontaba a los orígenes de nuestra especie. Una tradición de maldad discurría bajo toda la existencia humana igual que las cloacas bajo una ciudad, y esa maldad proseguía incluso después de destruirse uno de los elementos que la constituían…>

Allí está también esa oscuridad referida por Hannah Arendt, idéntica a la que determina la toma de decisiones políticas, a la que impuso la guerra presidencial contra los cárteles, a la que hizo del consumo de estupefacientes un mercado imprescindible para la economía <<formal>> de muchas naciones, entre ellas la nuestra. Oscuridad similar a la  manera de administrar Pemex y la corrupción e impunidad que ese recurso no renovable impuso en México, o a la que determina los levantones para alimentar el tráfico de esclavos en todas sus modalidades. No es trata, es mercado de seres humanos, es mercado de esclavos, y a él están destinados muchos de los desaparecidos.

gregorioortega.wordpress.com

@OrtegaGregorio

2 Comentarios »

  1. LA SENSACION DE INDEFENSION POR PARTE DEL CIUDADANO DE A PIE ES INFINITA Y SE AFERRA SOLO A ENCOMENDARSE SEGURAMENTE A DIOS O A LOS HADOS O A CUALQUIER MANTRA O ASIDERO METAFISICO…..Y ASI TRANSCURRE SU RUTINA DIARIA, CON EL JESUS EN LA BOCA….TODA ESA SENSACION DE MIEDO Y DE INDEFENSION LA USAN AMBAS PARTES, LAS AUTORIDADES Y LOS DELINCUENTES, LLEVANDO EL AGUA A SU MOLINO….Y DICEN QUE VIVIMOS EN UN ESTADO DE DERECHO….

    SALUDOS GOM

    RP

    Comment by RP — April 12, 2011 @ 10:11 am

  2. Estimado Gregorio como siempre excelente nota.Mexico a copiado de EEUU la “guerra preventiva”surgida despues de los atentados de las Torres Gemelas,rompiendo las leyes del derecho internacional,destruyendo los fundamentos de la republica y violando las reglas elementales del campo politico.Este nuevo orden mundial que se eligio inaugura la tesis de lo que Giorgio Agamben,anticipada por Walter Benjamin,denomino el “estado de excepcion”como tecnica de gobierno permanente.De la USA Patriotic Act(2001) a la anulacion del habeas corpus se promulgaron en cascada una serie de reglamentos orientados en EEUU a la lucha contra el terrorismo en Mexico contra el narco y la delincuencia organizada,constituyendo un nuevo mando imperial que,suspendiendo el estado de derecho, esta fundando en los hechos un nuevo orden politico,en los fundamentos de este nuevo orden esta la criminalizacion del enemigo,incluyendo los inmigrantes.El fenomeno de las desapariciones forzadas no es nuevo en Mexico ,pero nunca como en este sexenio y de incremento tan escandaloso,en la legislacion nacional no existe ningun tipo penal que describa con amplitud la desaparicion forzada,existe si el tipo penal de privacion ilegitima de la libertad,que para los neofitos es lo mismo.Sin embargo para la justicia este no es adecuado para prvenir(en eso se puede estar de acuerdo) y sancionar la practica de las desapariciones.La desaparicion forzada se describe como que se arreste,detenga o traslade contra su voluntad a las personas o que estas resulten privadas de su libertad por agentes gubernamentales de cualquier sector o nivel,por grupos organizados o por particulares que actuan en nombre del gobierno o con su apoyo directo o indirecto,con su autorizacion o asentimiento y luego se niegan a revelar la suerte o paradero de esa persona o reconocer que estan privadas de la libertad,dejandolas sin proteccion de las leyes,”los desaparecidos”.Las dictaduras militares o apoyadas por militares en America Latina nos pueden dar catedra de lo que hoy pasa en Mexico,sean los militares,la marina,la PFP,los paramilitares o como los quieran llamar actuan con total impunidad y avalados por la autoridad.El informe, a mi modesto entender se quedo corto en sus numeros y enunciados,veremos que dice el reporte final,pero la ONU en toda su historia fue complice de estos actos,somos nosotros como ciudadanos los que debemos actuar y tomar medidas,un Pais que no se respeta a si mismo nunca sera una gran nacion,sabias palabras.

    Comment by leonor — April 12, 2011 @ 2:41 pm

About gregorioortega

HUMBERTO MUSACCHIO Gregorio Ortega es de los pocos escritores mexicanos que han optado por la edición de internet. Primero publicó o subió la novela Febronio y sus fantasmas que en edición Kindle (https://goo.gl/q0mJyj) tiene un precio de 129 pesos con 98 centavos. Ahora acaba de poner en el espacio virtual, al mismo precio de la anterior, otras dos novelas: Sísifo, santo patrono de los periodistas. Narco, guerrilla y poder (https://goo.gl/QNo1aX) y La rebelión del obispo. Ni los vio ni los oyó (https://goo.glMmYZMv). La primera trata del sexenio de José López Portillo y la relación entre el gobierno y los orígenes del narcotráfico, en tanto que la última versa en torno al obispo Samuel Ruiz García, el subcomandante Marcos y Carlos Salinas de Gortari.
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s