Elba, la Hidra de Lerna

July 19, 2011

— 12:00 am

Elba Esther Gordillo cruzó el umbral de su fracaso. Decidió convertirse en Holofernes, dejarse decapitar por Judith, colocar su cabeza sobre la charola en la que presentaron a Salomé la cabeza del Bautista. Hoy, la maestra milagrosa está a merced de sus enemigos, que no son pocos.

Pudo tolerársele el uso y abuso de la patente de corso a ella concedida por Vicente Fox y Felipe Calderón, pero no se le permitirá desafiar impunemente al poder, al poco poder del que todavía necesita hacer gala la institución presidencial. Si no pueden con ella, la lideresa moral del SNTE los destruirá, como ya empezó a hacerlo al socavar el rescoldo de autoridad ética, moral, del presidente de la República y su grupo. Al hacerlos sus cómplices, todos quedan como simples fulleros.

Elba Esther Gordillo, pilar inmarcesible de la educación nacional, quien en algún momento soñó con superar a Luis N. Morones, a Jimmy Hoffa, a Eva Martínez de Perón, los trascendió para incorporarse a la mitología, en ese sentido en que sólo puede comprenderse al mal cuando se le confiere, a quien lo encarna, la identidad de uno de aquellos seres que empavorecieron la imaginación y la conciencia de sociedades desaparecidas.

Gusta tanto de ella misma, vive tan complacida en sus éxitos, consciente de la fuerza y el poder que el Estado le arrendó para que lo sirviera, que pronto trascendió su etapa de narciso, se imaginó con el poder, la fuerza, la cautivadora y penetrante mirada de Medusa, porque petrifica a propios y extraños con el inmenso poderío económico que pone a sus pies, con la innumerable cantidad de votos que lleva a las urnas de sus cómplices, por sobre los irreparables perjuicios causados a la educación nacional.

Es cierto, como afirmaron los lectores mi análisis de la semana anterior, que favoreció y protegió un latrocinio enorme, casi incuantificable, pero, lo sostengo de nuevo, en nada comparable al daño causado a 4 generaciones de mexicanos que, durante el reinado que todavía ostenta, cursaron la educación primaria en la absoluta mediocridad. Este daño, esta enorme laceración en contra del futuro de los jóvenes, es irreparable, porque los convirtió en mediocres con la complacencia de los gobiernos que se han creído servidos por ella, cuando ha sido a la inversa.

Los bienes perecederos pueden recuperarse, ella no se los llevará a la tumba; si Felipe Calderón Hinojosa desea dignificar un lastimoso gobierno, bien puede recuperar mucho de lo que se llevó; lo que es irrecuperable, es la inteligencia que se mediatizó debido a una educación básica deficiente, absolutamente ineficiente.

Pero ella, incólume, como lo explica Ángel María Garibay: Gorgona: Probablemente un mito anterior al advenimiento de los griegos. Era tenida como hija de Porcis y Ceto, deidades marinas. La descripción primitiva de su persona es: cara redonda, con cabellera formada de serpientes, un cinturón de dientes de jabalí, a veces, con barba, largas alas y ojos penetrantes, cuyo poder era el de convertir en piedra a los hombres que los veían.

Pronto la Gorgona se triplicó. Se mencionan tres: Esteno, Euriale y Medusa. La única mortal es la tercera.

Pero Elba-Medusa o Medusa-Elba se superó a ella misma, porque al convertirlos en piedra no podía tenerlos cerca, no podía humillarlos, no podía solazarse en su propio poder. Debido a ello tomó la decisión de rehacerse, reconfigurarse, trascenderse a ella misma, como lo comprueban las cabezas de los secretarios generales que han desfilado por el SNTE, una vez que ella tuvo a bien aprobarlos.

Descubrió, Elba Esther Gordillo, que pronto dejó de ser como Medusa, porque debido a su polifacética personalidad, a las múltiples manifestaciones de su poder, se identifica más con la Hidra de Lerna, hija de Tifón y Equidna, creada por Hera para que fuese azote de Hércules. La laguna de Lerna se encontraba a 8 kilómetros de Argos, cerca de la playa. En esa laguna se hacían anualmente ritos secretos para honrar a Dionisio, que por esa región había bajado al Tártaro.

Toda esa zona se hallaba infestada por los ataques de una monstruosa serpiente o dragón. Es la llamada Hidra. Tenía cuerpo de perro, ocho o nueve cabezas de serpiente y una de ellas era inmortal. Era sumamente venenosa. No solamente el jugo de sus bocas, sino el aliento solo era capaz de causar la muerte.

Es lo que está a punto de hacer con el gobierno de Felipe Calderón. Lo va a dejar históricamente muerto, como lo anuncia con su advertencia de que no se va, y no permitirá que la presionen.

Responde la presidenta vitalicia del SNTE a las críticas vertidas en su contra en los últimos días. Advierte que los únicos que le pueden pedir que se jubile y se retire del sindicato son los trabajadores, que pese a las embestidas contra su figura política tiene una trayectoria que la respalda. <<Tengo muchos adversarios pero mi conducta me avala>>, advirtió en tono enérgico. En entrevistas concedidas a diversos medios de comunicación, la lideresa moral de los maestros salió de nueva cuenta a responder ataques; en ese marco reveló que el senador Santiago Creel la buscó, hace menos de dos meses, en San Diego, California, para platicar con ella, pese a que hace apenas unos días aseguró que la alianza del gobierno con ella debe terminar. En ese contexto, consideró que el senador no tiene calidad moral para criticarla, y acusó que Creel Miranda no olvida aún que cuando quiso ser presidente -en 2006- ella apoyó a Felipe Calderón.

Este es el valor agregado que Humberto Moreira quiere reinsertar al PRI. ¡Qué bueno que primero ofertarán el proyecto y después al hombre!, pues con toda seguridad Elba Esther Gordillo llevará, con la inteligencia y conocimiento que la caracterizan, sabiduría al proyecto de nación, para instrumentar una transición que asegure su permanencia en el SNTE y su mangoneo en la SEP. ¡Vaya con la disciplina del profe de Coahuila!

gregorioortega.wordpress.com

@OrtegaGregorio

 

2 Comentarios »

  1. Don Gregorio Excelente texto. Impecable. Casualmene le comento que acá en Oaxaca yo bauticé a Elba Esrter como La Gorgona. Saludos

    Comment by ruben mujica — July 19, 2011 @ 4:44 am

  2. Soy maestro de Tabasco y aplaudo la certeza y entereza con que la profra. Elba Esther a conducido a nuestro Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación. Todo mi respeto y todo mi respaldo a su persona. Y, otra cosa don Gregorio, acaso no son la SEP y el gob. fed. los encargados de aplicar políticas que mejoresn la educación? Cuándo va escribir usted sobre las deplorables condiciones de las escuelas en la que laboramos los maestros? Así exigen calidad en la educación? Nosotros hacemos lo que nos corresponde, cuándo hará el gobierno su parte?

    Comment by Gilberto Tabasco — July 19, 2011 @ 11:30 am

About gregorioortega

HUMBERTO MUSACCHIO Gregorio Ortega es de los pocos escritores mexicanos que han optado por la edición de internet. Primero publicó o subió la novela Febronio y sus fantasmas que en edición Kindle (https://goo.gl/q0mJyj) tiene un precio de 129 pesos con 98 centavos. Ahora acaba de poner en el espacio virtual, al mismo precio de la anterior, otras dos novelas: Sísifo, santo patrono de los periodistas. Narco, guerrilla y poder (https://goo.gl/QNo1aX) y La rebelión del obispo. Ni los vio ni los oyó (https://goo.glMmYZMv). La primera trata del sexenio de José López Portillo y la relación entre el gobierno y los orígenes del narcotráfico, en tanto que la última versa en torno al obispo Samuel Ruiz García, el subcomandante Marcos y Carlos Salinas de Gortari.
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s