LA COSTUMBRE DEL PODER: Los muertos hablan

Gregorio Ortega Molina/

rivera y veraHay escisión entre los prelados. El fervorín dominical de Norberto Rivera Carrera es político, está en el centro del poder, y la parcela de ese poder que a él corresponde mangonear, está espalda con espalda de Palacio Nacional.

Por el contrario, la homilía de Raúl Vera refiere, siempre, a la esencia del cristianismo. Para lo otro, confrontar a las autoridades constitucionalmente establecidas, se sirve de su oficina de comunicación social; siempre lo hace con pulcritud y respeto a la ley.

Monseñor Vera es defensor de la vida, lucha porque de los desaparecidos se sepa lo que los gobiernos municipal, estatal y federal quieren ocultar. Lo hace por necesidad de dar cauce a su fe y cumplir con su mandato eclesiástico.

El miércoles último distribuyeron un comunicado, del cual rescato lo esencial.

“Con profundo dolor e indignación seguimos las tristes noticias que, día a día, desde el pasado 26 de septiembre, nos llegan del estado de Guerrero. No podemos menos que decir que la represión, la violencia, la persecución, el secuestro, la desaparición forzada y la muerte de los jóvenes estudiantes de la Escuela Normal Rural “Raúl Isidro Burgos”, de Ayotzinapa, a manos de los cuerpos policiacos del ayuntamiento de Iguala, coludidos con grupos y bandas de criminales, nos indigna y nos llama a levantar la voz desde esta Diócesis de Saltillo.

“Hacemos nuestra la angustia que ustedes, madres y padres, hermanas y hermanos, de estos jóvenes normalistas están viviendo. Levantamos la voz y nos solidarizamos con quienes denuncian la falta de impartición de justicia por parte de las autoridades del gobierno estatal y federal, por la lentitud en las investigaciones y por la impunidad en la que se vive en aquel estado y en muchas partes de la República Mexicana.

“Las familias de las y los mineros del carbón y del salitre del desierto norte de México; las familias de los jornaleros y ejidatarios candelilleros; las familias de las y los obreros de las fábricas y maquiladoras de nuestra región; las familias de las y los miles de estudiantes de nuestra entidad; las familias de las y los desaparecidos en Coahuila (familias que lloran y sufren al igual que ustedes)…

“Sabemos bien que no es la primera vez que estos jóvenes estudiantes normalistas han sido asesinados por las balas del Estado. Recordamos que en noviembre del año 2007 y en diciembre del año 2011, también fueron reprimidos por los policías al mando del gobierno estatal. ¿Hasta cuándo vamos a permitir que esta barbarie continúe? ¿Hasta cuándo permitiremos que sean masacrados nuestros jóvenes, nuestras familias, las y los inocentes?”

¿Cuándo, Norberto Rivera Carrera, hará suyas unas palabras como las salidas del corazón de Raúl Vera?

www.almomentonoticias.mx

AMN.MX/gom

About gregorioortega

HUMBERTO MUSACCHIO Gregorio Ortega es de los pocos escritores mexicanos que han optado por la edición de internet. Primero publicó o subió la novela Febronio y sus fantasmas que en edición Kindle (https://goo.gl/q0mJyj) tiene un precio de 129 pesos con 98 centavos. Ahora acaba de poner en el espacio virtual, al mismo precio de la anterior, otras dos novelas: Sísifo, santo patrono de los periodistas. Narco, guerrilla y poder (https://goo.gl/QNo1aX) y La rebelión del obispo. Ni los vio ni los oyó (https://goo.glMmYZMv). La primera trata del sexenio de José López Portillo y la relación entre el gobierno y los orígenes del narcotráfico, en tanto que la última versa en torno al obispo Samuel Ruiz García, el subcomandante Marcos y Carlos Salinas de Gortari.
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s