LA COSTUMBRE DEL PODER: Panamá: papelazos mexicanos

  • Desconocedores de la historia de México y de la necesidad de equilibrios regionales exigida por la seguridad nacional de EEUU, en este gobierno cometieron idéntico error al de Porfirio Díaz, por igual motivo, con consecuencias más graves porque si el general perdió el poder, ahora entregaron la soberanía
  15 Abr 2016 – 00:14 CET

tresdecolumnaLos Documentos de Panamá muestran a los mexicanos un hecho innegable: el futuro dejó de ser nuestro, pertenece al Comando Norte, a la integración con EEUU, a la globalización. ¿Cuántos podrán insertarse en la reingeniería social en proceso, sin perecer en el intento?

     El compromiso adquirido durante las negociaciones poselectorales de 1988 y ratificado por Felipe Calderón ante el miedo que le metió AMLO con la ocupación de Reforma, estaba pactado por pasos y sin precipitaciones, pero los errores cometidos por EPN y sus genízaros colocaron al país en una situación cuyo resultado será perder-perder.

     Desconocedores de la historia de México y de la necesidad de equilibrios regionales exigida por la seguridad nacional de EEUU, en este gobierno cometieron idéntico error al de Porfirio Díaz, por igual motivo aunque con consecuencias más graves, porque si el general perdió el poder, ahora entregaron la soberanía.

     En cuanto al motivo y el error, me refiero a los ferrocarriles. Los Científicos entregaron ese negocio a los británicos, hoy aspiraron a ponerlo en manos de los chinos, con tanto trabajo que le costó a EZPdeL entregarlo a sus patrones estadounidenses.

     Quienes convencieron a EPN de que nuestro futuro estaba en los negocios con China deben estar lamiéndose las heridas, mientras nosotros pagamos los platos rotos, con la consideración de que pueden salirnos más caros como consecuencia de la instalación de la primera sucursal del ICBC de China en México, apenas en enero de este año.

     Los Documentos de Panamá -además de ser una respuesta a problemas de control económico globales, principalmente- también son, como en los toros, el segundo aviso de la Casa Blanca a EPN y su gobierno, porque a Juan Armando Hinojosa Cantú le resultará difícil comprobar el origen y pago de impuestos de esos cien millones de dólares, lo que de inmediato compromete al gobierno de México durante este proceso de integración a América del Norte.

     El tema de OHL que parece un asunto local de España con derivaciones exclusivas en Panamá, tiene raíces profundas en México, a través del Churumbel José Andrés de Oteyza y de la boca floja de Javier López Madrid, yerno de Juan Miguel Villar Mir e íntimo de la realeza ibérica, incapaz de llamar a la formación de gobierno por su nula autoridad ética.

     Como cereza en el pastel de la “narrativa” de éxito de este gobierno, está la abierta confrontación de los cabilderos de los derechos humanos con Los Pinos por el asunto de Ayotzinapa. No es enfrentamiento con el GIEI ni con la CIDH, el problema trasciende esa esfera y es más grave.

     Por último, ¿cómo resolverá el señor Núñez (cuyo nombre contradice su función y su compromiso político) desde el SAT la evasión fiscal de los exhibidos en los Documentos de Panamá? Muy sencillo, haciendo el papelazo, como lo hizo Virgilio con el asunto de la Casa Blanca. ¡Vaya chinga!

www.almomento.mx

AMN.MX/gom/ymg

Si te gusta, compártelo

Advertisements

About gregorioortega

HUMBERTO MUSACCHIO Gregorio Ortega es de los pocos escritores mexicanos que han optado por la edición de internet. Primero publicó o subió la novela Febronio y sus fantasmas que en edición Kindle (https://goo.gl/q0mJyj) tiene un precio de 129 pesos con 98 centavos. Ahora acaba de poner en el espacio virtual, al mismo precio de la anterior, otras dos novelas: Sísifo, santo patrono de los periodistas. Narco, guerrilla y poder (https://goo.gl/QNo1aX) y La rebelión del obispo. Ni los vio ni los oyó (https://goo.glMmYZMv). La primera trata del sexenio de José López Portillo y la relación entre el gobierno y los orígenes del narcotráfico, en tanto que la última versa en torno al obispo Samuel Ruiz García, el subcomandante Marcos y Carlos Salinas de Gortari.
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s